La explotación sexual infantil y sus múltiples formas de violencia

Violencia y explotación

Para abordar el tema de la prostitución, Silvia Chejter contextualiza el fenómeno en un marco que vincula estructuras de género y clase, que según sus reflexiones permite que un sector de la sociedad, casualmente mujeres, muchas veces niñas y adolescentes, y mayoritariamente pobres,  está destinado ser objeto sexual de otro sector de la sociedad, compuesto mayormente por varones adultos.De acuerdo a los resultados de sus investigaciones, la mayoría de las mujeres adultas que son explotadas sexualmente fueron reclutadas cuando eran niñas. Frente a esta realidad, la socióloga resalta que en la prostitución infantil existen múltiples vulneraciones que se entrecruzan: la vulnerabilidad de la infancia frente al poder adulto, la vulnerabilidad económica y la vulnerabilidad de género.

Destaca que la prostitución y la trata están indisociablemente unidas, pues asegura que no existe prostitución sin violencia, coacción, engaño u otras formas de violencia, y que la mayor parte de las personas no fueron reclutadas mediante violencia física, sino que fueron seducidas y engañadas. Alerta que esta situación aún no ha tomado la atención necesaria, incluso en los sectores más sensibles de la sociedad, que siguen viendo la prostitución como una salida laboral.

VER LOS ARTÍCULOS DESTACADOS DE ESTA CATEGORÍA

NOVEDADES

Menús de configuración en el Panel de Administración

X